Influencers o Inspirar.

influencers o inpirar

Influencers o Inspirar.

Los niños ahora quieren ser youtubers o influencers.

Eso he leído. Es curioso, ¿no? Bueno, a mí me parece curioso. Al menos muy diferente a lo que respondía cuando en primaria me preguntaban ¿qué quieres ser de mayor, Rocío? Hay unos cuantos años de distancia y por tanto un avance diferente al mío. También yo quise ser muchas cosas.  La montaña rusa vivía en mí desde el 92. En quinto de primaria quise ser astronauta, en sexto veterinaria, después pensé en ser dibujante de comics y también me planteé derecho. Yo derecho. Supongo que siempre podría haber sido peor.

Lo que siempre supe es que me quedaba colgada de los libros y que escribía en cuadernos sobre todo lo que consideraba injusto. Me calmaba y me daba paz.

Ahora pienso en las primeras influencers. No sé. Yo recuerdo a una Trendy Taste que seguía en un blog y de la que veía fotos bonitas. Me acuerdo de un Fashionisima que hablaba de moda, y me gustaba. Y las leía.

Yo supongo que esas mujeres de los inicios no se imaginaban que un día podrían vivir de la moda. Imagino que no se imaginaban que un día las marcas de moda que admiraban las dirían: «¡Eh, fulanita! Te invitamos a nuestro desfile». Guau. Las veo en su casa saltando en la cama. Pensando que era algún tipo de broma y que quizá habían confundido El Día de los Santos Inocentes.

Supongo que eso también es lo que vemos ahora. Unas chicas que tienen «lo que quieren» y hacen fotos en sitios increíbles. ¿Sabéis qué? Creo —desde el desconocimiento absoluto—, que cuando comenzaban con su blog, simplemente aprendían fotografía para hacer fotos más bonitas. Que se sentaban en su ordenador a escribir sobre lo que les apasionaba. Y que, a medida que la bola crecía, debían aprender muchas más cosas que no sabían para poder seguir haciendo felices a sus seguidores.

Creo que hay una entrega detrás. Una entrega que nace del que hace las cosas con pasión y sin esperar que un día le pusieran la etiqueta de influencers. Veo esa inocencia de la primera edición de Gran hermano —para que nos entendamos—.

Aquí es a donde quiero llegar. Me da un poco de pánico la forma en la que a veces se tergiversan las etiquetas. Tanto, que yo a veces respondo de forma negativo a ese término. Ahora queremos ser influencers. Y…¿por qué quieres ser influencer?

No lo veo tan sencillo como… No sé, quiero ser médico para salvar vidas. Quiero ser jardinero porque me encantan las plantas.

Veamos que dice la RAE del término influencer:

En marketing, esta influencia se utiliza para vender productos. No es malo, el problema es que a veces tampoco queda claro si hay un interés mutuo detrás de una recomendación. Vamos que no afirman si se trata de un anuncio pagado al influencer. No me queda claro en qué tiene que generar influencia esa persona. Y porqué quiere generar influencia. Si es por vender cualquier tipo de producto, aunque no esté relacionado con tu forma de pensar, aunque esa marca tenga unos valores diferentes a los tuyos. El caso es vender a cualquier precio.

El problema es que yo veo muy diferente un: «Quiero influir en las personas por ganar dinero y que me regalen cosas» o «me encanta comunicar y creo que puedo ayudar a hacer un mundo mejor de esta manera».

Digamos que la distinción la marco de una forma más interior, desde un propósito que te mueve por dentro.  Desde una habilidad interior que brilla porque va contigo desde que el mundo es mundo. Sí, como esas bloggers que escribían de moda porque les encantaba.

Lo que han logrado lo han hecho por dedicar parte de su tiempo a lo que les apasionaba. Así que no les quito mérito, todo lo contrario. Mi análisis está más ligado a cómo se perciben las cosas ahora. No digo que si te ofrecen una colaboración y te interesa no la cojas. No digo que alguien que tiene habilidades comunicativas maravillosas acabe generando un impulso positivo en la sociedad. Esto me encanta y lo admiro.

Me refiero a que quizá es necesario que nos planteemos desde dentro que es aquello que nos apasiona y no lo que queremos conseguir. Todos los mundos, por dorados que parezcan a simple vista, tienen su parte oscura, y yo creo que la oscuridad solo se vence cuando lo que haces viene de dentro. De muy dentro. Vamos que forma parte de tu esencia.

Así que ser influencers es genial. Sobre todo si tiene un propósito interior detrás. El caso es hacer un mundo más bonito. Y eso solo se consigue cuando logras que tus días también sean más bonitos. Hazme caso, todo está relacionado. Lo veo algo como ser inspiración. A mí me gusta más.

Si queréis seguir leyéndome, apuntándoos a la Newsletter —tenéis una cajita rosa muy mona en la columna derecha—. Os aviso cuando haya un nuevo texto por aquí.

Y si te apetece te dejo el anterior post: Seguir las reglas del juego. Esa es la cuestión.

♥️

Feliz día.

 

2 Comentarios
  • Noelia Ceacero Grande
    Publicado a las 22:13h, 23 junio Responder

    Gracias por hacer que veamos otro punto de vista, a veces no nos damos cuenta del trabajo que hay detrás del éxito.

  • Rocío Quiñones
    Publicado a las 11:04h, 24 junio Responder

    Gracias a ti por pasar por aquí. <3

¿Me dejas un comentario?

>Acepto la política de privacidad

RESPONSABLE: Rocío Quiñones Grande | Finalidad principal: Poder contestarte al mensaje que me envíes con este formulario de contacto. Envío de mis artículos del blog, novedades. | LEGITIMACIÓN: Consentimiento del interesado. | DESTINATARIOS: No se cederán datos a terceros, salvo autorización expresa u obligación legal |DERECHOS: Acceder, rectificar y suprimir los datos, portabilidad de los datos, limitación u oposición a su tratamiento, transparencia y derecho a no ser objeto de decisiones automatizadas. | INFORMACIÓN ADICIONAL: Puede consultar la información adicional y detallada sobre nuestra Política de Privacidad y el Aviso legal.< *

Share This

Seguir curioseando implica aceptar nuestra Política de Cookies 🍪 (es que están muy ricas), pero solo si tú quieres... ¡Lᴇᴇʀ ᴍᴀ́s!

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar